Consignas 3 y 4: Arquetipos y estereotipos

¿Por qué indagar arquetipos y estereotipos al plantear un nuevo plan de estudios?

Proyectar futuros implica siempre una promesa. El presente puede mostrar pistas para la construcción de futuros posibles (prospectivas), pero planificar futuros –tal la pretensión de cualquier plan de estudios- supone, necesariamente, un planteo, una prescripción, un pagaré, un crédito, una carta de intención, un prospecto.  Para incluir perspectivas de futuro, es importante indagar un doble movimiento: acercarse a los modelos ideales o arquetipos y, a la vez, alejarse de los estereotipos, caracterizaciones caricaturescas, rasgos que exageradamente permiten tomar distancia y parodiar. Ambos, modelos ideales y esquemas estereotipados, percibidos en el presente (y con el anacronismo y la limitación creativa propia de este momento presente).

El instrumento propuso dos modos de indagar esta mirada, exponiendo explícitamente la intención de mirar modelos y distancias.

Resultado de las comisiones de trabajo

La consigna proponía una multiplicidad de variables posibles para plantear arquetipos y estereotipos.  Se exponen aquí en dos cuadros con las mismas clasificaciones, todas ellas resultantes de las respuestas de las comisiones.  Como puede verse, hay un tipo de variable más cercano al arquetipo (las instituciones o los proyectos), mientras que hay otros (la generalización a partir de profesionales o prácticas) más claros para describir estereotipos y detectar rasgos a evitar.   

Arquetipos

Instituciones Planes de estudio Proyectos de referencia Profesionales (tipología o particularidad) Generalizaciones de un tipo de práctica
Universidad de La Plata Perspectiva de derechos humanos, ¿cuál sería el ingreso epistemológico de estas problemáticas?

Incluir perspectiva de género separada de derechos humanos

Cooperativa de la Nueva Mañana Un trabajador/a de la comunicación comprometido socialmente y productor de contenidos

Rodolfo Wash

Pensamiento y formación de la educación, docencia, vinculación y extensión
Universidad de Tres de Febrero en materia de producción Incluir modelos latinoamericanos (FELAFACS) La Tinta Comprometido, sensible con los social, con fundamento teórico
Universidad de Río Cuarto Incorporar nuevas perspectiva y autores más regionales La garganta

Garganta Poderosa

Involucramiento social (se llega con fundamentos teóricos)
UBA

Promueve la formación y el pensamiento (es un educador)

Plan de Universidad de Río Cuarto CISPREN (en dos grupos) Articulación (más completa) entre los saberes teóricos y la realidad social

Mucha reflexión teórica / metodológica junto a la práctica

Nuevo plan de Universidad de San Juan SAITSAID Intervenir en la realidad y el contexto
Modelo TEA, con espacios de diálogo, análisis y  crítica. Capaz de autogestionar/se
Práctica profesional (Villa María) Un egresado/a que pueda insertarse y desarrollarse en el campo profesional para el que fue formado
Residencia para trabajo final como opción (como Psicología) Profesional  que pueda insertarse laboralmente  en su territorio
Incluir mucho formato taller
Un estudiante dotado de conocimientos hasta el momento de elaboración de tesis (CUP, que tiene proyecto final pre-aprobado)
Participación del comunicador en extensión de la Universidad – curricularizarla
Confiado, con identidad definida, creativo e innovador

Resolutivo, aprensible, con capacidad crítica,  comprometido

Un sentido más amplio que el Periodismo
Proyectos de extensión incluidos en la currícula

 

Estereotipos

Instituciones Planes de estudio Proyectos de referencia Profesionales (tipología o particularidad) Generalizaciones de un tipo de práctica
No incluir el género dentro de derechos humanos, entendiéndola como una corriente epistemológica Profesionales que se formaron en el último tiempo No al opinador serial No a la desigualdad y discriminación de raza, género y clase
LV3,  Canal 12. Que utiliza la comunicación como mercancía. El dueño de la verdad que no escucha otras posturas, que sólo está al servicio del mercado y el gobierno de turno.  
Pensar la unidireccionalidad de la información El sabelotodo que no sabe nada

El todólogo

No a los todólogos

Visión homogeneizante, ahistórica, objetivo con acceso a la verdad total
No al “standupero” de la comunicación Un comunicador que solo quiera trabajar en un medio o dependencia laboral
No al marketinero Un egresado con conocimiento teórico solamente
No a la meritocracia en términos de ideología individualista Un egresado con identidad híbrida –  autodesconfiado – con poca capacidad resolutiva
Que piensa la otredad como no adaptado para la discusión No a los opinólogos Sin conocimiento crítica, sin experiencia de aplicación múltiple y que se enfoque en un único ámbito que no de opciones de inserción
No al sumiso/a que lleva a la precarización Comunicador/ a que es funcional al sistema capitalista y de medios hegemónicos y prioriza la lógica del mercado por encima del derecho a la comunicación

 

Apuntes de la bitácora

Al indagar en dos de las comisiones la mirada sobre Facultad de Periodismo y Comunicación de La Plata, es claro que su lugar de referencia se sostiene más en los crecimientos institucionales que en el perfil de profesionales que genera, ya que no hay tanto registro del campo profesional en Buenos Aires.

El plan de estudios de San Juan, por ejemplo, que aparece en una comisión por moción de una agrupación estudiantil, puede ser una referencia, tiene como característica no haber sido implementado.  Por eso mismo, su lugar modélico o arquetípico es aún mayor.

Algunas universidades del conurbano no son muy conocidas por la comunidad de la FCC.   Se las piensa como “las nuevas”, confundiendo el primer momento de Universidades del conurbano (Lomas de Zamora en 1972, por ejemplo, que coexiste en fundación con la Universidad de Río Cuarto),  el segundo momento en los ‘90 (San Martín, La Matanza, Quilmes, Tres de Febrero, que coexisten con la fundación de Villa María) con las creadas a partir del 2003 (Avellaneda, Jauretche, etc.), aglomerándolas como un conjunto homogéneo, diferenciándolas con la UBA.  

Conclusiones

 

Tanto arquetipos como estereotipos aparecen en distintas dimensiones.   Pero, fundamentalmente, cada una de estas aristas requiere un abordaje diferente con la comunidad a la hora de las propuestas de un nuevo plan.  En el caso de los arquetipos o ideales, una buena estrategia puede ser profundizar en las particularidades de los proyectos, intercambiar con sus referentes y buscar las conexiones posibles para incluir sus influencias en el nuevo diseño.  Algunas perspectivas o “modelos” pueden tomarse como opciones a debatir (a modo de ejemplo, la orientación Comunicación para el Desarrollo, como integradora de la actual orientación en comunicación institucional con la perspectiva comunitaria).  En ese caso, publicar algunos programas / planes / documentos comparativos puede transferir los debates generales o conceptuales en debates más acotados y posibles.

Otras opciones pueden no ser integradas en términos de contenidos, orientaciones, materias o seminarios del plan. Pero pueden aportar e incluirse en proyectos de trabajo final, de extensión o investigación, o en búsquedas de articulaciones.

En cuanto a los estereotipos, en cambio, es necesario operacionalizar algunas variables para leerlas en clave de “plan de estudios”.  Por ejemplo, ¿qué tipo de espacios académicos, trabajos prácticos, habilidades, contenidos y/o propuestas lograrían un distanciamiento del “opinólogo” o “todólogo” o un acercamiento al comunicador que “chequee fuentes y construya….”?   Continuar con esta línea de trabajo, requerirá, entonces, seguir indagando en futuras Jornadas un modo de operacionalización concretas.

Para este tipo de tareas se sugiere una jornada de intercambio con profesionales vinculados a otros modelos o prácticas subestimadas, para que el nivel de prejuicio y estereotipo disminuya y puedan comprenderse en su complejidad.